Fundación Chile

FCH lideró el primer Programa de Cumplimiento presentado a la nueva institucionalidad ambiental

Publicado: 26 Junio, 2013 Categorías:

Tras más de cinco meses de intenso trabajo en terreno y gabinete, nuestra Fundación ha concluido el 100% de la remediación del área afectada por el derrame y se encuentra apoyando a CMTQB S.A. en dar cumplimiento a los compromisos adquiridos en el Programa de Cumplimiento aprobado por la Autoridad. 

El trabajo realizado ha sido un desafío interesante, hemos desplegado todo nuestro know how, así como nuestras redes con el objetivo de no solamente remediar el área afectada, sino también para poder cumplir con todas las exigencias nuevas de la autoridad competente.   

Respecto a la remediación, esto significó un trabajo muy minucioso, “casi de levantar piedra por piedra”, recuerda Angela Oblasser, subgerente de Gestión de Riesgo Ambiental de FCh. Para efectuar el trabajo de limpieza tuvimos que dividir el equipo en varias cuadrillas. La primera iba realizando la parte más dura de la limpieza, luego pasaba otra cuadrilla que limpiaba todos los potenciales restos que podrían haber quedado de hidrocarburos. Posteriormente, una tercera cuadrilla revisaba el trabajo, y por último un grupo de expertos supervisaba todos los tramos en los que se había trabajado”, agrega Oblasser.

El plazo que fijó la SMA para terminar la limpieza en terreno se cumplió el día 30 de abril. Desde esa fecha, si bien no se requiere la presencia permanente de nuestros profesionales en terreno, se continúan las labores de preparación de informes técnicos, de muestreo de suelo y de aguas superficiales, todos ellos con el objetivo de verificar certeramente que ya no existe contaminación en la zona.

Hace algunas semanas un grupo compuesto por Juan Ramón Candia, gerente de Agua y Medio Ambiente de FCH, encargados de TECK y especialistas en biodiversidad realizaron un trekking de tres días donde recorrieron los 35 km de la quebrada, para verificar la limpieza completa del sector. Finalmente, se ratifica que el trabajo se realizó de manera muy exitosa.

Dentro de las labores que ha llevado a cabo FCh en estos meses, se encuentran el co-diseño del Programa de Cumplimiento que define un Plan de Acción con medidas a corto, mediano y largo plazo; supervisión y subcontratación de otros servicios y equipos necesarios; coordinación de los equipos de especialistas, articulación y relación con la autoridad (SMA), establecimiento de las redes necesarias para llevar a cabo el proyecto, asesoría permanente para TECK, entregando todo el conocimiento técnico para la gestión del proyecto.

“Al haberse tratado de la primera remediación por autodenuncia en el país, hay varios aspectos en la forma y en el fondo que pueden mejorar, sin embargo, siempre estuvo la buena disposición de CMTQB S.A., la SMA y nosotros, por lo que podemos hablar de un proceso que culmina de manera exitosa”, reflexiona Ángela Oblasser.

Contexto

En enero de este año, en la Región de Iquique, específicamente en la zona de Quebrada Blanca, la Compañía Minera TECK Quebrada Blanca S.A. sufrió el derrame de hidrocarburo bunker provenientes de la planta de tratamiento de aguas servidas que desembocaron en la quebrada y que comprometió un gasto por parte de la minera de más de 1.500 millones de pesos para la limpieza total de la zona afectada y la implementación de un Programa de Cumplimiento. Este derrame se extendió en una superficie total de más de 35 km. afectando las Quebradas Blanca, Choja y Maní.

La nueva normativa medioambiental indica que las empresas que sufran este tipo de accidentes pueden autodenunciarse en la Superintendencia de Medio Ambiente (SMA), como atenuante de posibles multas y para comenzar los procesos de remediación lo más pronto posible.

Para la labor de limpieza de los contaminantes, CMTQB S.A. decidió asesorarse con Fundación Chile y sus expertos del área de Agua y Medio Ambiente, quienes luego de inspeccionar el terreno crearon un plan de contingencia y remediación, para luego liderar al equipo que llevó a cabo el plan de medidas previsionales entregado por la SMA.

Es importante destacar, que ésta es la primera autodenuncia de país de una minera a la Superintendencia, por lo que el equipo de nuestra Fundación debió responder rápidamente en todos los requerimientos impuestos por la institución y ha logrado cumplir con todos los plazos y condiciones técnicas impuestas.