Cuatro consejos para implementar el Aprendizaje Basado en Proyectos en la sala de clases

Publicado: 06 July, 2016
Educación

La visita de Robert Lenz al IX Seminario Internacional de la Red de Escuelas Líderes dejó a cientos de profesores inspirados para aplicar el Aprendizaje Basado en Proyectos (APB) en sus salas de clases. Es por esto que Lenz, director ejecutivo del Buck Institute for Education y experto en el Aprendizaje Basado en Proyecto (ABP), entregó estos consejos para enfrentar el desafío de innovar con esta metodología.

  • Comenzar de a poco

Para empezar a aplicar el ABP en la escuela, es recomendable comenzar con uno o dos proyectos al semestre. Para los primeros proyectos, se aconseja preferir temáticas simples con productos pocos ambiciosos, ya que los estudiantes necesitan un tiempo para adaptarse a la nueva metodología. Mientras más cómodos estén los alumnos y los profesores con el ABP, más querrán utilizarlo y hacer frente a proyectos más complejos.

  • Entrenamiento y apoyo adecuado a los profesores

Capacitarse en ABP demora algunos años. Por esto, las escuelas deben darle a sus docentes un desarrollo continuo y pensado a largo plazo, donde el equipo directivo sea capaz de crear las condiciones para una aceptación exitosa de la metodología. Esto incluye tiempo de planificación y reflexión colaborativa para construir una cultura que entregue espacios para arriesgarse e innovar.

  • Implementar el ABP de manera ad hoc

Los beneficios que se pueden obtener con la aplicación del ABP, serán mayores cuando la realización de esta metodología sea a nivel institucional. El aprendizaje basado en proyectos funciona para todos los estudiantes y no puede estar reservado sólo para un grupo o para quienes tuvieron la suerte de tener a profesores que aplican generalmente el ABP.

  • Apropiación y retroalimentación

Para que el ABP funcione correctamente, es fundamental que los estudiantes estén comprometidos con el proyecto, para lo que se recomienda que ellos escojan el tema. Además, se sugiere que exista una constante retroalimentación por parte del docente y de los compañeros. Así el proyecto mejora y la apropiación es aún mayor.

Fuentes:

  • “Un mundo basado en proyectos”, seminario realizado el 25 de junio por Robert Lenz, director ejecutivo del Buck Institute for Education.
  • “Setting the Standard for Project Based Learning: A Proven Approach to Rigorous Classroom” por John Larmer, editor jefe del Buck Institute for Education.