Noticias


agosto 18, 2020

ENTREVISTA A ANÍBAL CHAMORRO DE ANTOFAGASTA MINERALS:

“Hoy podemos dejar capacidades instaladas que habiliten una empleabilidad del siglo XXI con mirada de futuro”

● Aníbal Chamorro, gerente de Asuntos Públicos Norte de Antofagasta Minerals, se refiere al trabajo que ha estado realizando la compañía de la mano de los gobiernos locales y organismos del Estado para impulsar el desarrollo local de las comunidades donde operan.

Hoy para Antofagasta Minerals el desarrollo de su actividad minera pasa también por realizar una contribución  visible y efectiva al desarrollo local de las comunidades donde operan. Es por eso que en los últimos años, y de la mano de sus habitantes, gobiernos locales y organismos del Estado, han desarrollado una serie inversiones sociales y de infraestructura con el foco puesto en la generación del empleo, el incentivo al emprendimiento y la transferencia de conocimientos.

Es así como en el año 2018 suscribieron un acuerdo con el Gobierno Regional de Antofagasta para fortalecer los ejes de desarrollo de capital humano y proveedores, desde el cual han surgido iniciativas como el Programa de Aprendices que desarrollan con Vetas de Talento y que busca capacitar a  109 personas de la región como operadores de camión de extracción y mantenedores de equipos mina; o el desarrollo de una plataforma de cooperación pública-privada de empleo que se espera comience a operar a fines de este año.

En entrevista con Fundación Chile, Aníbal Chamorro, gerente de Asuntos Públicos Norte de Antofagasta Minerals, se refiere al compromiso que ha asumido la compañía para fomentar el desarrollo sostenible de las comunidades donde operan y las iniciativas que han surgido como respuesta a los desafíos que enfrentan los territorios.

– Hoy las compañías mineras, además de llevar adelante un negocio medioambientalmente responsable, tienen el gran desafío de generar valor social en los territorios donde operan. ¿De qué manera Antofagasta Minerals está contribuyendo y fomentando el desarrollo de las comunidades donde operan, por ejemplo, en temas de capital humano, empleabilidad, etc?

En diciembre de 2018, Antofagasta Minerals suscribió el Acuerdo Clúster con el Gobierno Regional de Antofagasta, comprometiendo su apoyo para el fortalecimiento de los ejes de Desarrollo de Capital humano y de proveedores regionales.

Bajo esta premisa, en el ámbito del capital humano, estamos privilegiando en las tres operaciones que mantenemos en la región –Antucoya, Centinela y Zaldívar– las prácticas y memorias de personas pertenecientes a la zona. A eso se suman programas específicos, como el Programa Relevos de Minera Antucoya, que consideró la contratación de 11 mujeres de María Elena, y el Programa Aprendices que está desarrollando Minera Centinela, además de un Programa de Becas para alumnos universitarios.

Al mismo tiempo, junto al Gobierno Regional, las universidades, la Asociación de Municipalidades, la AIA y el Clúster Minero, se está desarrollando una plataforma de cooperación pública-privada de empleo, que esperamos comience a operar a fines de este año.

– ¿Qué experiencias exitosas han tenido en el último tiempo, que podrían replicarse en sus operaciones?

En el ámbito del capital humano, el Programa Aprendices que estamos desarrollando en Minera Centinela junto a Vetas Talento de Fundación Chile, el cual en su fase teórica se está ejecutando completamente de manera virtual y en formato e-learning, dadas las restricciones impuestas por la pandemia.

El proceso, inédito hasta ahora en su campo, nos permite desarrollar capacidades en 82 estudiantes de operaciones de camiones mineros de alto tonelaje (CAEX) y en 27 estudiantes de Mantenimiento de Equipos Mina. Por sus características –mayoría de mujeres, formato online y con un 96% de personas de la región– es un programa replicable y que esperamos pueda dar muy buenos frutos. Con más de un mes de trabajo, el compromiso y nivel de aprendizaje de sus participantes es destacable.

En el ámbito de desarrollo de proveedores, estamos trabajando en alianza con Corfo para desarrollar 40 pequeñas y microempresas de María Elena y Sierra Gorda para reducir sus brechas en las áreas de seguridad y administración, a fin de prepararlas para que puedan ser parte del encadenamiento productivo.

En ambos casos, la clave es el trabajo colaborativo con otras instancias, ya sean públicas como privadas. De esta forma, la suma de los esfuerzos individuales nos permite generar un apoyo concreto más potente para los distintos actores de la comunidad y una vinculación aún más estrecha con ellos.

– ¿Cuáles son los desafíos que vislumbran en la materia en los próximos años?

Estos meses en que hemos debido adaptarnos rápidamente a nuevas formas de trabajo y de relacionarnos debido a la pandemia, nos han enseñado que la innovación y la transformación digital son clave, y que el trabajo a distancia es posible, funciona y podemos incorporarlo tanto en las áreas operativas como funcionales, y hasta en el trabajo con las comunidades.

El desafío, entonces, es derribar paradigmas y aprovechar todas las ventajas que la tecnología pone a nuestra disposición para cambiar la forma en que hacíamos las cosas.

Hoy en día podemos dejar capacidades instaladas que habiliten una empleabilidad del siglo XXI con mirada de futuro, donde el aprendizaje debe ir encauzado hacia la transformación digital que se está incorporando no solo en la industria minera sino en los más diversos ámbitos.

– ¿Cómo hacer de esto una práctica extendida en toda la industria minera nacional? (pequeña, mediana y gran minería)

Las empresas suelen actuar de manera natural en silos. En Antofagasta Minerals estamos convencidos de que la única forma posible de avanzar es unidos, formando equipos de trabajo multidisciplinarios, interempresas, con integrantes tanto públicos como privados, porque todas las visiones –a propósito de su diversidad– nos permiten construir una mirada de desarrollo de largo plazo, sustentable y que considere todas las aristas.

En tanto colaboremos, compartamos nuestras buenas prácticas, sobre todo aquellas que pueden replicarse con facilidad, y también nuestros aprendizajes, se enriquece no solo la industria minera, sino toda la comunidad vinculada a su gestión.

Como Grupo Minero, desarrollamos minería para un futuro mejor, y eso implica un compromiso concreto con la sustentabilidad y el desarrollo de las comunidades y territorios donde se insertan nuestras operaciones.

Relacionados

Noticias

Expande ha facilitado contratos y levantamiento de capi...

Noticias

Innovación Minera: El Tesoro de Chile

Minería del Futuro

Columna de opinión

Digitalización para una Minería 4.0: ¿dónde las tecnolo...

Columna de opinión

Proveedores en tiempos de pandemia: ¿Hacia dónde deben ...

Iniciativa

VETAS DE TALENTO