Iniciativa público-privada promueve un mejor manejo de residuos de aparatos eléctricos y electrónicos

  • Esta nota fue publicada en País Circular.
  • Un proyecto de colaboración entre el Ministerio del Medio Ambiente, Fundación Chile e IPChile está difundiendo aspectos esenciales para una correcta valorización y disposición de los RAEE. La primera actividad conjunta fue una serie de seminarios y actualmente se encuentran trabajando en desarrollar programas de sensibilización y fomento a la investigación en esta materia. Este programa coincide con el proceso de elaboración del decreto de la Ley REP referido a estos residuos.

Hace un par de semanas se completó la consulta ciudadana que forma parte del proceso de elaboración del decreto que establecerá las metas de recolección y valorización -junto a otras obligaciones- de los residuos eléctricos, electrónicos y pilas, en el marco de la implementación de la ley de Responsabilidad Extendida del Productor (Ley REP, N° 20.920).

Mientas esa regulación avanza, diversos organismos de los ámbitos público y privado desarrollan actividades que van preparando el terreno para contribuir a la implementación de la ley respecto a este producto prioritario, que genera un gran volumen de residuos, muchos de los cuales contienen elementos peligrosos, como plomo, mercurio o plásticos con aditivos dañinos.

Es el caso del Proyecto E-Waste, impulsado por el Ministerio del Medio Ambiente (MMA), Fundación Chile (FCh) y ONUDI (Organización de las Naciones Unidas para el Desarrollo Industrial), que busca impulsar el manejo ambientalmente racional de los contaminantes orgánicos persistentes (COP) en Residuos de Aparatos Eléctricos y Electrónicos en países de América Latina.

En el marco de ese proyecto se concretó una iniciativa de colaboración entre el MMA, FCh e IPChile, destinada a fomentar la investigación y conocimiento en torno a la gestión adecuada de los Residuos de Aparatos Eléctricos y Electrónicos (RAEE).

Así, durante abril y principios de mayo la Escuela de Procesos Industriales y Recursos Naturales de IPChile -en conjunto con el MMA y FCh- realizó tres seminarios web sobre esta temática, destinados a estudiantes, docentes y público general.

Los temas abordados en los seminarios fueron: RAEE, un problema de urgencia global; Sustancias peligrosas en los RAEE-efectos en la salud humana y medioambiente; Normativa internacional y nacional que regula a los RAEE.

“Esta serie de seminarios marca el hito de inicio de un trabajo colaborativo entre IPChile, el Ministerio del Medio Ambiente y Fundación Chile, bajo el alero del Proyecto E-Waste que busca mejorar ambientalmente el manejo de los residuos de aparatos eléctricos y electrónicos”, explicó Norma Plaza, profesional de la Oficina de Economía Circular del MMA, resaltando que esta iniciativa pretende ser “como una semilla que les entregue ideas, nociones, herramientas y vínculos nacionales e internacionales a los estudiantes, para idear e investigar”.

Según cifras entregadas por FCh, en Chile se generan al año unas 200 mil toneladas de RAEE, de los cuales solo de recuperó 3,5% (cifras 2019). La subgerenta de Consumo y Producción Sustentable de esa institución, Karien Volker, comentó que “los residuos de aparatos eléctricos y electrónicos constituyen uno de los flujos de residuos físicos de más rápido crecimiento en el medio ambiente mundial, y representan una amenaza para el desarrollo sostenible. Se necesita delinear políticas nacionales e internacionales que limiten su generación, prevenir los vertidos ilegales, promover su valorización y crear puestos de trabajo en los sectores de reutilización y reciclaje”.

“Una Gestión Ambientalmente Racional (GAR) de los RAEE debe incluir prácticas efectivas de seguridad, gestión ocupacional y ambiental durante su recolección, almacenamiento, desmontaje, recuperación, tratamiento y disposición final”.

Florencia Delgado, Fundación Chile

Reducir riesgos

Si bien los residuos de aparatos eléctricos y electrónicos poseen múltiples componentes valorizables, como metales preciosos, vidrio, acero, cobre, aluminio, plásticos, entre otros, también pueden contener elementos peligrosos o tóxicos, según se explicó en el segundo de los seminarios.

Al respecto, la profesional de proyectos del Área de Producción y Consumo Sustentable de FCh Florencia Delgado explica que “un manejo inadecuado de los RAEE, desde su acopio hasta su reciclaje o disposición final, puede producir la liberación de sustancias químicas peligrosas, como metales pesados y contaminantes orgánicos persistentes (COP)”.

De ahí la importancia, releva la experta, “de llevar a cabo una Gestión Ambientalmente Racional (GAR) de los RAEE, que debe incluir prácticas efectivas de seguridad, gestión ocupacional y ambiental durante su recolección, almacenamiento, desmontaje, recuperación, tratamiento y disposición final”.

En esa línea, Delgado subraya que la implementación de la Ley REP para este producto prioritario permitirá ir superando la falta de un sistema logístico que sustente una adecuada gestión, permitiendo así “el decrecimiento gradual de presencia de contaminantes propios de los RAEE terminada su vida útil en lugares de disposición final inadecuados”.

“El manejo adecuado de RAEE previene la disposición inadecuada de residuos peligrosos como mercurio, cadmio y plomo, minimiza potenciales riesgos a la salud de las personas y al medio ambiente, y contribuye a combatir el calentamiento global; esto porque si los RAEE son valorizados, sus materiales recuperados podrán sustituir materias primas y reducir emisiones de gases de efecto invernadero producto de la extracción de estas”, añade la profesional.

No obstante, entre las dificultades que se deben enfrentar en el marco de la ley, Delgado señala que implementar una red logística descentralizada representa un gran desafío. “Actualmente los gestores de RAEE se concentran en la Región Metropolitana, por lo que los RAEE que provienen de regiones más alejadas y que se quieren valorizar deben recorrer largas distancias, lo que implica una gran huella ambiental. En este sentido, será importante incentivar la inversión de infraestructura de recolección, almacenamiento y valorización de RAEE en las regiones”.

Próximos pasos


La colaboración entre IPChile, el MMA y FCh, en el marco de E-Waste, continúa en varios frentes. Entre ellos destaca el componente educacional, que incluye el ámbito académico y el sector público.

Desde Fundación Chile cuentan que se está trabajando con IPChile y UNAB en el desarrollo de líneas de trabajo que buscan insertar la temática RAEE en la formación académica de los estudiantes. Se ha entregado material para la elaboración de cursos sobre los “RAEE y la importancia de una adecuada gestión”, y se está fomentando la investigación por medio de tesis y memorias. Asimismo, IPChile se encuentra interesado en llevar a cabo una “reciclatrón”, entre otras actividades.

En cuanto al sector público, se abocará a funcionarios municipales y de las secretarías regionales ministeriales (Seremi). Para ellos se está elaborando un curso online sobre “Adecuada gestión de los RAEE”, que será impartido a través de la Academia de Formación Ambiental Adriana Hoffmann del Ministerio del Medio Ambiente, “para que este público objetivo se sensibilice de la problemática que representan los RAEE y la importancia de tomar acción desde las regiones y desde las municipalidades”, subrayan desde FCh.

    Conversemos …

    Para comenzar escríbenos tu nombre

    Este campo es obligatorio
    Este campo es obligatorio

    ¿Cuál es tu correo electrónico?

    Este campo es obligatorio

    Déjanos un mensaje y te contactaremos pronto

    Este campo es obligatorio